Naturopatía: características como terapia alternativa

La naturopatía se caracteriza por utilizar los productos de la naturaleza, sin aditivos químicos, es una terapia fácil de aplicar y responde a las necesidades de cada individuo, no es contaminante, ni agresiva, es un estimulante del sistema para la sanación y el equilibrio, se trabaja el cuerpo, mente, alimentación y las emociones

Es la terapia que se basa en los medios naturales como medio para prevenir la enfermedad y alcanzar la salud en su máxima expresión, desarrollando las capacidades de auto curación del organismo para un bienestar integral. Esta disciplina sostiene que no existen enfermedades sino enfermos; por ello, la naturopatía se propone naturalizar los medios y la forma de vida de los individuos.

La naturopatía es un espacio para aprender a vivir sano gracias a los recursos que nos regala la naturaleza, aprovechando todos los elementos: el agua, el aire, el fuego y la tierra que pretende eliminar las toxinas o agentes intoxicantes del organismo, depurar y regenerar lo necesario, aportando las vitaminas y minerales que necesita el cuerpo para el buen funcionamiento y una calidad de vida.

Se caracteriza por poseer una amplia gama de terapias alternativas como la acupuntura, la homeopatía, la medicina herbaria, los suplementos vitamínicos y alimentarios, la digitopuntura, y otros más. El objetivo principal de la naturopatía es una sanación integral de todos los sistemas y de la forma más holística posible. En este tipo de medicina natural también se pueden incluir otras técnicas que no incluyen el poder de las plantas medicinales como el arteterapia, la musicoterapia, la cromoterapia, etc.

Si buscas un profesional en esta área, en los Centros de Salud de Parasanitaria que están ubicados en las principales ciudades de Galicia, como Vigo, Pontevedra, Coruña y Santiago de Compostela, puedes encontrar naturópatas altamente cualificados para mejorar la salud, el bienestar y la calidad de vida.

La naturopatía no deja efectos secundarios en el cuerpo, los medicamentos son preventivos, reguladores y no específicos; aunque son tratamientos más lentos que los convencionales, sobre todo al momento de tratar una emergencia

Esther R.

 

Comments

 
A %d blogueros les gusta esto: